El chocolate y sus efectos

Cada americano come al año un promedio de 4,5 kg de chocolate, lo cual no es de extrañar, pues tiene un sabor delicioso y estimula la secreción de endorfinas (las hormonas que nos hacen sentir bien). Según numerosos estudios, el chocolate tiene diferentes consecuencias positivas sobre nuestra salud. Pero, ¿cuáles son?

El alimento de los dioses

Cuando pensamos en el chocolate, la mayoría imaginamos una tableta de esta deliciosa, aromática y dulce sustancia, pero el chocolate no siempre fue así…de hecho, originalmente, se consumía en forma de bebida amarga.

El chocolate, que es obtenido a partir de las semillas del cacao, es originario de América Central y Sudamérica. Data de aproximadamente 1900 AC, cuando fue utilizado por primera vez como alimento por los Olmecas, que residían en lo que hoy es Méjico. Los antiguos mesoamericanos cocinaban las semillas de cacao, antes de convertirlas en una pasta que se mezclaba con agua caliente, vainilla, chile y otras especias que constituían la espumosa bebida, que consumían como energetizante.

cadbury-old-gold-maya

Los nativos de América Central fueron los descubridores de las propiedades del cacao.

Los Olmecas, los Aztecas y los Mayas consideraban hasta tal punto que esta bebida era afrodisíaca y con propiedades que elevaban el estado de ánimo, que le otorgaban cualidades espirituales. Los Mayas tenían un dios del cacao, y usaban la bebida en ceremonias religiosas y sagradas, por lo que se ha denominado al chocolate como la bebida de los dioses.

women_prefer_chocolate

Al chocolate se le han atribuido propiedades afrodisíacas.

No fue hasta 1847 que el chocolate empezó a comercializarse en forma de tabletas; una empresa británica llamada J.S. Fry e Hijos las fabricaron usando manteca de cacao, cacao en polvo y azúcar.

668

Fue ya a finales del siglo XIX y principios del XX, cuando aparecieron las conocidas marcas Cadbury, Mars y Hershey, que han estado deleitándonos con sus productos hasta la actualidad, algo por lo que podemos estarles agradecidos, aunque no tanto por añadirles los ingredientes probablemente no muy saludables que han dado al chocolate su fama de enemigo de las dietas.

Pero ¿qué  es lo que hay en el chocolate?

Se piensa que las semillas de cacao contienen más de 300 compuestos beneficiosos para la salud. La mayoría son flavonoides y flavonoles, como la antocianidina y las epicatequinas. Estos antioxidantes destruyen los radicales libres del cuerpo (sustancias que pueden dañar el ADN y otros componentes celulares, acelerando el envejecimiento y contribuyendo a las enfermedades cardiológicas, al cáncer y a otras enfermedades.

Mientras más negro es el chocolate, más flavonoides y flavonoles tiene, lo que explica que la mayoría de los estudios se hayan hecho con chocolate negro y no con chocolate con leche o blanco.

chocos

Las semillas de cacao también contienen dopamina, feniletilamina y serotonina, las cuales son bien conocidas por levantar el ánimo y promover la sensación de bienestar.

Entonces, si los ingredientes principales del chocolate contienen tantos compuestos saludables, ¿por qué no comerlo hasta la saciedad?

Pues por los ingredientes añadidos durante su fabricación tales como azúcar, grasas, etc. que promueven no sólo la obesidad, sino también problemas dentales.

Y ¿qué dicen los estudios científicos?

Hay estudios que sugieren que comer chocolate a diario durante el embarazo puede beneficiar el crecimiento y desarrollo fetal, mientras que otros relacionan su consumo con una reducción en el riesgo de infarto y accidentes cerebrovasculares.

Eat-Dark-Chocolate

Según las investigaciones el chocolate ejerce efectos beneficiosos sobre el feto.

 

Sin embargo, los resultados de un trabajo publicado en la revista Appetite, demuestran los efectos beneficiosos del chocolate sobre la función cognitiva.

En este trabajo se analizó la ingesta de chocolate de los participantes durante un período de 30 años y su función cognitiva se evaluó a partir de una serie de tareas que probaban la memoria visoespacial, la memoria verbal, la memoria de trabajo y la capacidad de concentración.

Se encontró que aquellas personas que consumían chocolate al menos una vez por semana, realizaban mucho mejor todas las tareas cognitivas que aquellas que rara vez o nunca comían chocolate.

La explicación de estos resultados puede ser que los flavonoles mejoran la circualación de la sangre en el cerebro, y la cafeína del chocolate puede elevar el estado de alerta.

Sin embargo, lo curioso es que cuando se habla de la superioridad de aquellos que consumen chocolate frecuentemente, no se distingue entre chocolate negro, con leche, o blanco, por lo cual, en este caso, cualquier tipo de chocolate parece tener este efecto.

Teniendo en cuenta los efectos sobre la salud, del azúcar presente en el chocolate, los autores del trabajo recomiendan una ingesta de chocolate de una o dos veces por semana.

Mens sana in corpore sano

Según una investigación publicada en el Journal of the International Society of Sports Nutrition, un poco de chocolate negro puede mejorar la efectividad de los entrenamientos para ponerse en forma.

chocolate-milk-post-workout

Es bien sabido que los zumos de remolacha son populares entre los atletas de élite como un medio para incrementar su rendimiento, debido a su alto contenido en nitratos.

remo

Consumir zumos de remolacha aumenta la resistencia de los deportistas.

Estos nitratos se transforman en óxido nítrico en el cuerpo, haciendo que los vasos sanguíneos se dilaten y se reduzca el consumo de oxígeno, de modo que el deportista puede mantener su ritmo durante más tiempo.

Pues en el chocolate, el flavonol denominado epicatequina, aumenta la producción de óxido nítrico en el cuerpo.

En el estudio citado anteriormente, nueve ciclistas aficionados se dividieron en dos grupos: en uno de ellos los integrantes consumían diariamente un snack de chocolate negro (rico en flavonoles), mientras que en el otro consumían a diario un snack de chocolate blanco.

Después de dos semanas, se midió las pulsaciones y los consumos de oxígeno de los participantes durante la realización de unas pruebas de ciclismo.

Los ciclistas que habían consumido chocolate negro redujeron su consumo de oxígeno y  mejoraron su rendimiento.

 

Entonces ¿con qué te quedas, zumo de remolacha o chocolate? ¿qué pasaría con el rendimiento del deportista si consumiera ambos?

Es interesante saber que los procesos de generación de óxido nítrico son diferentes con ambos alimentos, con lo cual existe la posibilidad que los efectos sean aditivos.

0 Comentarios

Añade un comentario